martes, marzo 11, 2008

En fin...



No suelo actualizar el blog más allá de una vez a la semana, pero hay veces.... Desde ayer mis pasos se pierden casi a diario a la voz de una conocida llamada hacia El Porvenir. En estos días "señalaítos" no necesito dar explicaciones en casa, y uno acude a llamada de la nostalgia, del corazón, de lo que da sentido a todo el resto del año. A veces uno puede estar lejos de ese eje de todo, pero siempre está cerca.
Ayer las imagenes estaban ya en los pasos, me habían comentado la impresión que causaba mi Cristo con la túnica bordada en el paso, no se veía así desde los años cuarenta,... y allí estaba. NO hace falta que explique más. ¿Y Ellla? en fin. En los buenos y malos momentos cada uno deja volar sus pensamientos hacia algún sitio. Los míos siempre van hasta Ellos.

6 comentarios:

finidiblanco dijo...

Bonitas fotos, la túnica bordada también tiene su encanto.

La próxima vez que la vea será en la calle.

A ver si ganamos el sábado y el fin de semana lo tienes completo

orfila dijo...

La Paz sea contigo y que vivas tu Día Grande de la mejor forma posible.

Un abrazo.

gazpacho con arepa dijo...

que poquito te quea...

el aguaó dijo...

Paz. La Paz inundándolo todo. Eso me viene a mi a la cabeza.

Bellísimo querido amigo.

Un fuerte abrazo.

Glauca dijo...

Será una estampa digna de ver.

Un abrazo.

pregonero_de_sevilla dijo...

Feliz Domingo de Ramos. Espero poder saludarte ante la Virgen de la Paz el próximo Sábado por la noche.